Más cerca de la meta, más lejos de la desigualdad de género

“Los hombres, sus derechos y nada más; las mujeres, sus derechos y nada menos”

Susan B. Anthony

El 8 de marzo de 1975, la ONU proclamó el Día Internacional por los derechos de la Mujer, esta fecha conmemora la lucha de todas las mujeres por la igualdad de derechos en relación a los hombres, ya que recordemos que hace 100 años los derechos de las mujeres eran limitados. Por ejemplo, ellas no podían vestirse con libertad, votar, participar en las fuerzas armadas, divorciarse, administrar sus bienes ni ejercer su derecho a la planificación familiar, entre otros[1].

Actualmente, se puede apreciar grandes avances en la búsqueda de la igualdad de derechos entre hombres y mujeres, pero un problema que sigue vigente en las sociedades es la discriminación de género. Esta se produce cuando se trata de manera desigual a la persona según su género. La problemática no se basa únicamente en las diferencias de género, sino también en cómo las personas reciben un trato diferente debido a esas diferencias[2].

Al ser un problema importante, diversas instituciones internacionales se han propuesto luchar contra ella, al respecto, Mara Marinaki, asesora principal de género en el SEAE menciona que:

«Hace unos años, la cuestión de género era abordada por unos pocos. Hoy, todos los políticos de alto nivel consideran una obligación incluir, entre sus prioridades, y a todos los niveles, asuntos relacionados con igualdad de género, aún en los niveles más altos. Se ve en el G7, en las cumbres europeas, en los diálogos políticos: hay siempre una referencia al apoyo a las mujeres y la importancia de tener a la agenda de la paz y la seguridad de las mujeres adecuadamente integrada en todas las decisiones y políticas que se llevan a cabo»[3].

Por ello, en el presente artículo mencionaremos cuales son los progresos jurídicos que se han logrado a nivel Internacional y Nacional respecto a la lucha contra la desigualdad de género.

Derechos femeninos: Enfoque Internacional

Una de las organizaciones internacionales que mayor apoyo ha brindado en esta lucha es la ONU, ya que desde su carta fundacional planteo entre sus propósitos «Realizar la cooperación internacional […] en el desarrollo y estímulo del respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales de todos, sin hacer distinción por motivos de raza, sexo, idioma o religión»[4]. Asimismo, cuenta con comisiones enfocadas a la promoción de la igualdad de género y empoderamiento de la mujer, como la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, que entre sus logros tiene el asegurar el uso neutro de la lengua en cuanto al género en la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

«Todos los seres humanos (resaltado nuestro) nacen libres e iguales en dignidad y derechos» y que «toda persona tiene todos los derechos y libertades proclamados en esta Declaración, sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, religión, […] nacimiento o cualquier otra condición»[5].

En 1948, se realizó la Convención sobre concesión de los Derechos Políticos de la Mujer, que establece el derecho a voto y a ser electa para un cargo nacional de ser el caso, este evento junto con la Convención Sobre la Eliminación de todas las formas de Discriminación contra la Mujer (C.E.D.M.), aprobada por la Asamblea General de las Naciones Unidas el 18 de diciembre de 1979, fueron un gran paso hacia la meta de la igualdad de derechos para la mujer, al consagrar que la discriminación contra la mujer es una injusticia y constituye una ofensa a la dignidad humana, y ha sido ratificada por más de 100 países.[6]

Asimismo, la Asamblea General de Estados Americanos (OEA) realizó la Convención Interamericana Para Prevenir, Sancionar, y Erradicar la Violencia contra la Mujer, llamada también “Convención de Belem do Para” el 9 de junio de 1994, que establece a nivel mundial, los parámetros legales en torno a la violencia contra la mujer y al cual quedan sujetos todos los países signatarios de dicha Convención.

Continuando con el proyecto de erradicar la desigualdad de género, la ONU realizó la Cuarta Conferencia Mundial de Beijing, que es considerada la “mayor de las conferencias especializadas en asuntos de la mujer que haya organizado la ONU”,[7] celebrada en 1995. Producto de dicha conferencia se obtiene entre los logros más relevantes:

  • La Declaración de Beijing, que manifiesta la predisposición de todos los gobiernos para desarrollar y continuar con los proyectos y acciones de los objetivos de las Estrategias de la Convención de Nairobi, que fueron orientadas para promover la independencia económica de la mujer y fomentar un desarrollo sostenible enfocado hacia la persona. Dicho objetivo se iba a cumplir a través de la educación en todos sus niveles, la capacitación y la salud. Además, se ratifica un compromiso constante hacia la lucha por la eliminación de todas las formas de violencia contra la mujer y niña [8].
  • La Plataforma de Acción es un programa que tiene como objetivo principal empoderar a la mujer en la sociedad, ya que propone medidas estratégicas que los gobiernos, la comunidad internacional y el sector privado deben adoptar, en un plazo no mayor a 5 años, para acelerar la promoción, protección y fortalecimiento de los derechos humanos de las mujeres [9].

Estos fueron los principales progresos que hubo en relación la igualdad de derechos entre hombres y mujeres, a continuación, analizaremos como el Perú ha adoptado las medidas necesarias para contribuir con esta lucha durante estos 100 años.

Derechos femeninos: Enfoque Nacional

Diversas instituciones internacionales han creado sedes en el Perú para acelerar el proceso que busca la igualdad de derechos entre hombres y mujeres. Entre ellas tenemos al Fondo de las Naciones Unidad para la infancia (UNICEF) en el Perú, esta institución pone énfasis en la educación de la niña, es decir, busca garantizar a nivel nacional la inclusión de las niñas en los espacios educativos.

Asimismo, se cuenta con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, que promueve la equidad de género a través de la transversalización de la perspectiva de género[10], este trabajo se viene realizando junto con diferentes instituciones del Estado, principalmente con el Ministerio de la Mujer, el de Economía y Finanzas y el de la Salud; además, el apoyo de las municipalidades y Organizaciones sociales son importantes para este labor.

El principal objetivo es erradicar la violencia contra las mujeres y la participación en todos los aspectos de los procesos de paz y seguridad, para lograrlo, se tiene programas como el Programa Regional Ciudades Seguras: Proyecto Perú: “Ciudades Seguras para las Mujeres, Ciudades Seguras para Todos y Todas”, “Innovando la Participación Ciudadana para la Incidencia Política desde las y los adolescentes: Ejerciendo nuestro derecho a una vida libre de violencia contra las mujeres en seis distritos rurales de Piura, Junín y Amazonas. Costa, Sierra y Selva click here del Perú, “Articulación de Políticas y Acciones contra la violencia hacia las mujeres desde la Municipalidad Metropolitana de Lima”.

Además, se busca contribuir con el posicionamiento y reconocimiento de los derechos de las mujeres andinas, con programas como: “Construcción de propuestas políticas de mujeres indígenas andinas y amazónicas para mejorar la efectividad de los servicios de justicia en el Perú, “Mujeres Indígenas Andinas y Amazónicas inciden en políticas públicas para garantizar el Buen Vivir de nuestros pueblos”, “Participación de Mujeres Indígenas: Asháninca, Yanesha y Nomatsiguenga en el Proceso de Descentralización, Gestión local y gobernabilidad democrática intercultural” .

Fruto de estas iniciativas se ha logrado leyes más específicas sobre los derechos de las mujeres, entre ellas tenemos la Ley de Igualdad de Oportunidades entre Mujeres y Hombres en los Gobiernos Regionales que hace énfasis en el presupuesto asignado para la reducción de las brechas de género y la Ley 27986 sobre la valoración del trabajo doméstico remunerado y no remunerado de las mujeres [11].

Sin embargo, aún el camino sigue siendo largo, ya que según el último informe sobre brechas de género, el Foro Económico Mundial advirtió: “los países no están avanzando en el tema, sino, por el contrario, retroceden. Cerrar las diferencias entre hombres y mujeres está costando mucho y al ritmo actual ya no tomará los 83 años previstos, sino 100, aunque en el tema de oportunidades económicas llevaría hasta 217 años” [12].

Elena Zúñiga, representante del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), señaló que se ha notado que a partir de los 10 años se empiezan a marcar profundas brechas de género porque las niñas, al llegar a la pubertad, hallan muchas barreras que les impiden el ejercicio de sus derechos.

“Esta edad es crucial en el desarrollo de las personas. Entre los 10 y los 25 años ocurren cambios muy importantes que hacen transitar a las mujeres a la vida adulta, pero se ha notado que en muchos casos las niñas se vuelven adultas más temprano porque asumen la maternidad, toman la carga del trabajo doméstico de su casa, abandonan la escuela o se incorporan al mercado de trabajo sin tener las capacidades necesarias”.

Entre las brechas que se encuentran en el mercado laboral, la más significativa es la de los salarios, ya que, actualmente, la participación de la mujer en la economía ha mejorado, pues hay un 57% de población femenina que trabaja; sin embargo la mayoría está subempleada, es decir que no trabaja en lo que debe y ganan el 30% menos que los varones, un 59% se dedica al trabajo del hogar no remunerado y no son consideradas entre la población económicamente activa (PEA)[13]. Ante este problema, se apruebó la Ley N° 30709 que prohíbe la discriminación remunerativa entre varones y mujeres para lograr acercar a las mujeres a su autonomía económica.

Por último, el problema más importante y que aún queda mucho por trabajar es la lucha contra la violencia de género, ya que, de acuerdo con las cifras del INEI, cada minuto una mujer es víctima de violencia física por parte de su pareja y cada cuatro minutos una mujer es víctima de violencia sexual por su esposo, conviviente o compañero. Existen avances legislativos, pero no son suficientes, como menciona Elena Zúñiga “se necesita una educación integral en temas de sexualidad y, asimismo, mejorar el acceso a la justicia con enfoque de género para romper con los roles tradicionales y evitar que la violencia se normalice y se reproduzca.”

Conclusiones

El avance que hemos logrado tanto internacionalmente como nacionalmente, es grande, pero no es suficiente, ya que la desigualdad y por ende discriminación basada en el género de un ser humano, es un problema que afecta a las mujeres de las generaciones actuales y futuras de una manera directa. El estado y las Organizaciones a nivel mundial siguen en la lucha por erradicar este problema, pero aún no llegamos a la meta.


Fuente de la imagen: https://www.empleos.amia.org.ar/actualidad-laboral/notas-y-noticias/los-paises-con-mayor-igualdad-de-genero/

Bibliografía

[1]https://www.bbc.com/mundo/noticias-38007110, consultado el 06 de marzo del 2019.

[2]https://pyme.lavoztx.com/discriminacin-de-gnero-causas-efectos-y-soluciones-5175.html, consultado el 07de marzo del 2019.

[3] Entrevista a Mari Marinaki , https://ec.europa.eu/spain/news/180704_marinaki-interview_es

[4]http://www.un.org/es/sections/issues-depth/gender-equality/index.html, consultado el 03 de marzo de 2019

[5](1948 ), Declaración Universal de los Derechos Humanos, Articulo 1.

[6]Carta de los Derechos de las Mujeres, http://www.un.org/es/sections/issues-depth/gender-equality/index.html ,consultado el 03 de marzo de 2019

[7]https://www.pj.gob.pe/wps/wcm/connect/f7033a004954259385edf5cc4f0b1cf5/La+Declaraci%C3%B3n+de+Bijing.pdf?MOD=AJPERES, consultado el 03 de marzo de 2019.

[8]Convención de Beijing: www.pj.gob.pe/wps/wcm/connect/f7033a004954259385edf5cc4f0b1cf5/La+Declaraci%C3%B3n+de+Bijing.pdf?MOD=AJPERES, consultado el 03 de marzo de 2019

[9]Convención de Beijing: https://www.pj.gob.pe/wps/wcm/connect/f7033a004954259385edf5cc4f0b1cf5/La+Declaraci%C3%B3n+de

+Bijing.pdf?MOD=AJPERES, consultado el 03 de marzo de 2019

[10]http://onu.org.pe/temas/derechos-de-la-mujer-y-equidad-de-genero/, consultado el 05 de marzo de 2019

[11]Leyes 27986, http://www.chsalternativo.org/leyes/158-ley-27986-ley-de-las-trabajadoras-del-hogar/file

[12]Foro económico 2018, https://es.weforum.org/events/world-economic-forum-annual-meeting-2018

[13]https://peru21.pe/peru/igualad-genero-peru-desigualdades-genero-pais-disparan-10-anos-informe-398025, consultado el 07 de marzo de 2019.

Escrito por Consejo Editorial

Consejo Editorial

Directora: Vianka Villena
Consejo Editorial: Diana Baquerizo, Andrea Carrasco, Lissa Ccopa, Steffy Cruz, Alexandra Fuster, Ana Lino, Sthefany Menendez, Alondra Morales, Ariana Paucar, Magally Reupo, Lucía Santos, Enzo Segovia, Samanta Taipe, Génesis Vargas, Ximena Vilchez, Maria Yaipen.

¿Qué opinas del artículo?

comentarios